martes 18.12.2018
 Inicio   Economia   Internacionales   Informacion General   Mujer   Tecnologia   Salud 

Salud
Dos formas de incorporar el jengibre en tu día a día
 
El jengibre es uno de los mejores alimentos naturales a la hora de adelgazar y tiene muchos otros beneficios para la salud.

Los beneficios del jengibre

  • Mejora la digestión.
  • Abre las vías respiratorias y es bueno contra el catarro, sobre todo si le añades miel o limón. 
  • Alivia inflamaciones. 
  • Contribuye a tratar las náuseas.
  • Favorece la circulación. 
  • Alivia dolores menstruales.
  • Propicia la pérdida de peso.

Los beneficios al detalle

Por un lado, los compuestos fenólicos del jengibre lo convierten en un aliado ideal aliviar la irritación gastrointestinal, es decir, combatir la diarrea, las náuseas o los cólicos. Por otro lado, tiene efectos beneficiosos sobre determinadas enzimas, lo que contribuye a prevenir el cáncer de colon y el estreñimiento

Asimismo, resulta una excelente herramienta para enfrentar al invierno. En su forma de té, nos permite mantenernos calientes frente al frío. Como se trata de un alimento diaforético, promueve la sudoración y eleva la temperatura corporal. Si además le añades limón y miel, estarás casi a salvo de pescar un resfriado. 

Por si estos beneficios no fueran suficientes, un estudio de la Universidad de Georgia encontró un nuevo efecto. Entre 74 voluntarios, el jengibre disminuyó el dolor muscular posejercicio en un 25 %. Por otro lado, otros estudios demostraron que también disminuye el dolor de la dismenorrea, que es la aflicción severa que sufren muchas mujeres durante la menstruación. 

Sus efectos antiinflamatorios son conocidos desde hace muchos años; muchas culturas orientales lo han usado como remedio natural. Además, podría ser favorable para la salud cardiovascular. En este sentido, si se confirman los indicios de que es capaz de reducir el colesterol, la cantidad de azúcar en sangre y el riesgo de coagulación, habríamos encontrado un excelente aliado para nuestros corazones. 

Finalmente, como acelera el metabolismo (con sus efectos diaforéticos y termogénicos), permite quemar grasas más rápido. Por otro lado, potencia la sensación de saciedad y aplaca el apetito.

Galletas

Las galletas de jengibre son un clásico y son deliciosas. ¡No te asustes por la cantidad de pasos! En realidad, prepararlas es supersencillo. Y con esta receta, también son saludables. 

Necesitas:

  • 1 taza y 6 cucharadas de harina de trigo integral blanca
  • ¾ cucharaditas de maicena (harina de maíz)
  • ¼ cucharadita de polvo de hornear
  • 1 ½ cucharadita de jengibre molido
  • ¼ cucharadita de canela molida
  • ⅛ cucharadita de nuez moscada
  • ¼ cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de mantequilla sin sal o aceite de coco
  • 1 huevo grande, temperatura ambiente
  • 1 ½ cucharadita de extracto de vainilla
  • ¼ taza de melaza o azúcar morena
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • moldes con formas divertidas (opcional)

Paso a paso

  1. Bate la harina blanca, la harina de maíz, el polvo de hornear, el jengibre, la canela, la nuez moscada y la sal en un tazón. 
  2. En otro tazón, mezcla la mantequilla, el huevo y el extracto de vainilla. Añade la melaza o el azúcar morena. 
  3. Une ambas mezclas. Revuelve hasta mezclarlas bien. 
  4. Transfiere la mezcla a una base de film transparente. Estírala. Ponle film transparente también encima, hasta cubrirla.
  5. Deja enfriar la masa durante 1 hora. Mientras tanto, precalienta el horno a 165 ºC. 
  6. Prepara dos bandejas para hornear cubiertas con papel pergamino. 
  7. Con los moldes o simplemente en forma de cuadrados, círculos o rectángulos, corta la masa que dejaste enfriando y dale la forma que deseas. 
  8. Pon las galletas en la bandeja de hornear y luego mételas en el horno a 165 ºC durante 8 o 10 minutos. 
  9. Deja enfriar la bandeja de galletas 5 minutos y luego retírala del horno. Permite que se enfríe por completo antes de servirlas. 
  10. Si lo deseas, puedes hacer un glaseado y adornarlas. 

El té es una de las formas clásicas de consumir jengibre. Por un lado, es sencillo hacerlo. Por otro, es una de las formas más saludables y deliciosas de consumirlo. ¿Y sabes qué mas? El té de jengibre con galletas de jengibre es una excelente combinación a la hora de la merienda. 

Ingredientes

  • 1 cuchara de jengibre rallado
  • 1 taza de agua
  • 1 o 2 cucharaditas de miel (opcional)
  • limón (opcional)

Preparación

  1. Prepara el jengibre: si compraste la raíz entera, debes rallarla.
  2. Hierve el agua. Si vas a hacer el té solo para ti, hierve la cantidad necesaria para llenar una taza. 
  3. Pon el agua hirviendo en la taza y añade el jengibre. 
  4. Permite que el jengibre repose 10 minutos para un té normal. Si lo deseas más intenso, puedes dejarlo 20 minutos o añadir más jengibre. Te recomendamos ir probando hasta encontrar la proporción que mejor se ajuste a tus gustos. 
  5. Vuelca todo en un colador, para quitar los restos de jengibre. 
  6. Ponle miel y limón a gusto, para que tenga variedad de sabores. 

Ahora que conoces todos los beneficios del jengibre y dos excelentes recetas para aprovecharlo al máximo, ¿te animarás a incorporarlo a tu dieta? 

 


 

Agrandar Texto
Achicar Texto
Enviar por mail
Formato de Impresión

 

 


Agrandar Texto
Achicar Texto
Enviar por mail
Formato de Impresión
 
 
A Pleno TV
Copyright © 2009 La Rioja a Pleno - Todos los derechos reservados.